Ley de Residuos y Suelos Contaminados

El Gobierno remi­te a las Cor­tes el pro­yec­to de Ley de Resi­duos y Sue­los Con­ta­mi­na­dos para mejo­rar la ges­tión de los resi­duos en Espa­ña, impul­san­do una eco­no­mía circular.

El pro­yec­to de Ley de Resi­duos incor­po­ra a la nor­ma­ti­va espa­ño­la una de la Direc­ti­vas (UE 2018/851) del paque­te de medi­das de la eco­no­mía cir­cu­lar jun­to con la Direc­ti­va UE 2019/904 rela­ti­va a la reduc­ción del impac­to de deter­mi­na­dos pro­duc­tos de plástico.

Se intro­du­cen obje­ti­vos de reduc­ción del con­su­mo de deter­mi­na­dos pro­duc­tos de plás­ti­co de un solo uso (vasos para bebi­das, sus tapas, reci­pien­tes ali­men­ta­rios de con­su­mo inmediato, …)

  • En 2026 se ha de con­se­guir una reduc­ción del 50% en peso con res­pec­to a 2022.
  • En 2030 se ha de con­se­guir una reduc­ción del 70% en peso con res­pec­to a 2022.

Prohi­bi­rá la comer­cia­li­za­ción de deter­mi­na­dos pro­duc­tos de plás­ti­co como:

  • paji­tas, bas­ton­ci­llos, cubier­tos, platos…
  • los pro­duc­tos fabri­ca­dos con plás­ti­co oxo­de­gra­da­ble jun­to a la incor­po­ra­ción de micro­es­fe­ras de plás­ti­co meno­res de 5 mm (micro­plás­ti­cos) en los productos.

Ade­más, el pro­yec­to de Ley de Resi­duos y Sue­los Con­ta­mi­na­dos con­tem­pla medi­das sobre el aban­dono de basu­ra dis­per­sa o “lit­te­ring”.

Entre éstas, medi­das de pre­ven­ción, iden­ti­fi­car los pro­duc­tos que cons­ti­tu­yen las prin­ci­pa­les fuen­tes de basu­ra dis­per­sa, espe­cial­men­te en el entorno natu­ral y marino, median­te las meto­do­lo­gías exis­ten­tes en Espa­ña, adop­tan­do las medi­das ade­cua­das para redu­cir la basu­ra dis­per­sa pro­ce­den­te de esos productos.

En este sen­ti­do, Ver­ti­dos Cero desa­rro­lló en 2014, la pla­ta­for­ma MARNOBA para carac­te­ri­zar basu­ras mari­nas y en 2018 jun­to a Pai­sa­je Lim­pio, eLit­ter, para iden­ti­fi­car los prin­ci­pa­les obje­tos aban­do­na­dos en el medio terres­tre, tes­tán­do­la para dife­ren­tes esce­na­rios y esta­ble­cien­do una meto­do­lo­gía para la obten­ción de infor­ma­ción de for­ma armo­ni­za­da con las meto­do­lo­gías exis­ten­tes en Espa­ña y la Unión Europea.

Res­pec­to a los regí­me­nes de res­pon­sa­bi­li­dad amplia­da del pro­duc­tor, los pro­duc­to­res de plás­ti­co de un solo uso sufra­ga­rán los cos­tes de la lim­pie­za de los ver­ti­dos de basu­ra dis­per­sa gene­ra­da por dichos pro­duc­tos y de su pos­te­rior trans­por­te y tra­ta­mien­to, inclui­da la lim­pie­za en las infra­es­truc­tu­ras de sanea­mien­to y depu­ra­ción, así como los cos­tes de la reco­gi­da de datos, ya sean de reco­gi­das regu­la­res como pun­tua­les debi­do a ver­ti­dos espo­rá­di­cos o basu­ra dis­per­sa en el medio.

Mejo­ra­rá la infor­ma­ción y la con­cien­cia­ción social, esta­ble­cién­do­se el mar­ca­do de deter­mi­na­dos pro­duc­tos de plás­ti­co de un solo uso, para infor­mar al con­su­mi­dor del con­si­guien­te impac­to medioam­bien­tal nega­ti­vo del aban­dono de basu­ra dis­per­sa e incen­ti­var en ellos un com­por­ta­mien­to res­pon­sa­ble, en espe­cial de los jóve­nes, con el fin de redu­cir el aban­dono de basu­ra dispersa.

Ade­más, con­si­de­ra­rá como infrac­cio­nes muy gra­ves o gra­ves, según el gra­do de afec­ción a la salud o el daño oca­sio­na­do en el medio ambien­te y en espa­cios pro­te­gi­dos, el aban­dono, inclui­do el de la basu­ra dis­per­sa (“lit­te­ring”), el ver­ti­do y la ges­tión incon­tro­la­da de cual­quier otro tipo de residuos.

Más infor­ma­ción: https://short.upm.es/gq0ss

No se admiten más comentarios